99KPH – Hallan arrastrado por cabeza de agua

Sucesos

En Sarapiquí, Heredia

El cadáver lo trasladaron hasta el muelle en Puerto Viejo, Sarapiquí

Para extraer el cuerpo fue necesaria la ayuda de kayakistas

Tras cuatro días de búsqueda, las autoridades lograron ubicar el cadáver de un hombre que fue arrastrado por una cabeza de agua en el río Sarapiquí, mientras lo custodiaban oficiales de Fuerza Pública que esperaban a los agentes del Organismo de Investigación Judicial (OIJ), quienes se encargarían del levantamiento.

El hecho ocurrió la tarde del domingo en Sarapiquí, Heredia. Según informaron en la policía judicial, ese día los investigadores atendían el homicidio de un hombre al que le propinaron múltiples balazos frente a un búnker en Cristo Rey de Puerto Viejo, Sarapiquí.

En el momento que atendían dicha emergencia, los judiciales recibieron información donde les alertaron sobre el hallazgo de un cadáver en el afluente.

Aparentemente fue un pescador que recorría las aguas del río Sarapiquí quien ubicó el cuerpo flotando, por lo que de inmediato llamó al servicio de emergencias.

A la escena llegaron los oficiales de la Fuerza Pública, quienes confirmaron el hallazgo, por lo que los agentes judiciales coordinaron con ellos para que mantuvieran la custodia en el sitio mientras terminaban con las pesquisas del primer caso.

No obstante, cuando los investigadores iban de camino al parecer una cabeza de agua bajó por el río y se llevó el cadáver, por lo que los cuerpos de socorro iniciaron la búsqueda hasta que este jueves recibieron la alerta sobre el hallazgo de unos restos a 5 kilómetros del lugar donde inicialmente apareció, detrás de la antigua estación de bomberos en Puerto Viejo.

Por eso la policía judicial presume que podría tratarse de la misma persona.

Para extraerlos fue necesario que las autoridades recurrieran a un botero y kayakistas, quienes lo llevaron hasta el muelle de la zona.

Según la información preliminar, se trata de un hombre adulto, pero como el cuerpo está en avanzado estado de descomposición se desconoce su identidad y tampoco se tiene detalles sobre las causas que le habrían provocado la muerte.

No se sabe si se trató de un accidente acuático o si tenía alguna herida, por lo que habrá que esperar a que le hagan la autopsia para determinarlo.

Además trascendió que en uno de los brazos tiene dos tatuajes y también portaba algunas de sus pertenencias como un reloj y alhajas.

Los agentes del OIJ de Sarapiquí realizaron el levantamiento del cuerpo y lo trasladaron a la morgue para que le hagan los análisis que permitirán esclarecer cómo murió.