¿Qué dice APM Terminals sobre posibilidad de reducir tarifas? Noticias | Sucesos | 99kph

(99KPH).-En APM Terminals, concesionaria de la Terminal de Contenedores de Moín (TCM), están anuentes a sentarse a conversar con el Poder Ejecutivo para tratar la posibilidad de lograr una rebaja en las tarifas que se cobran actualmente a los exportadores.

Este jueves el ministro de Obras Públicas y Transportes, Rodolfo Méndez Mata, confirmó que se sentarán con representantes de la compañía y con un equipo técnico del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) para analizar una eventual reducción tarifaria en beneficio de los comerciantes asentados en Costa Rica.

La TCM comenzó a operar a inicios de febrero de este año, pero en cuestión de pocos meses desató todo tipo de situaciones álgidas: pugnas entre el Ministerio de Obras Públicas y Transportes (MOPT) y la Junta de Administración Portuaria y de Desarrollo Económico de la Vertiente Atlántica (Japdeva), así como molestias en exportadores que alegaron fallas operativas y un impacto negativo por las tarifas cobradas.

“Las tarifas de la TCM se dieron a conocer desde el 2011, cuando el mismo Estado costarricense abrió esta licitación que ganó la empresa APM Terminals, por la cual se invirtieron $1.000 millones en una isla artificial.

“Entonces, es importante tener este contexto en mente a la hora de sentarnos a conversar con las autoridades, los exportadores o cualquier otro actor que sea pertinente para que cualquier solución que se plantee sobre la mesa responda a este contrato de concesión y al equilibrio económico y financiero que hizo la compañía hizo en el momento de apostarle a Costa Rica yde invertir”, indicó Freddy Serrano, vocero de APM Terminals.

Serrano aseguró que el compromiso de la compañía para mantener la inversión por los próximos 30 años (período de concesión) está intacto.

“El anuncio que hace el ministro (Méndez) no nos toma por sorpresa. Hemos estado conversando sobre el tema, en el tanto y en el cuanto se haga a la luz del contrato de concesión”, citó Serrano.

¿Por qué las dudas?

El 12 de junio pasado la Corporación Bananera Nacional (Corbana) solicitó al Consejo Nacional de Concesiones (CNC), adscrito al Ministerio de Obras Públicas y Transportes (MOPT), interceder para lograr una rebaja en las tarifas cobradas por la Terminal de Contenedores de Moín (TCM) operada por la empresa holandesa APM Terminals.

En la misma sintonía, 6 días después (el 18 de junio) 6 cámaras empresariales remitieron una carta al Consejo Nacional Portuario para señalar 15 presuntas ineficiencias cometidas por la terminal privada desde que comenzó operaciones a finales de febrero de 2019.  Entre la lista destacaron problemas para sacar citas, retirar contenedores vacíos y atrasos ante fallas operativas.

Corbana señaló en esa oportunidad que “APM dijo que un descuento o una rebaja en las tarifas requiere renegociar el contrato de concesión, mientras las navieras argumentan que trasladan los costos de la terminal a los dueños de la carga”.

Según los productores de banano, “anteriormente el costo de exportación rondaba los US$0.21/caja, mientras que con el nuevo puerto se han incrementado en US$0.23/caja (llegando a US$0.44/caja)”.

Por variantes contractuales, las tarifas se ajustan ordinariamente una vez al año –cada 17 de agosto- según lo dispuesto en una de las cláusulas.

Para determinar el monto se aplica la inflación del período, la cual es medida por el denominado Consumer Price Index (CPI-U) de los Estados Unidos.

El incremento que entró el pasado 17 de agosto, aprobado por el Consejo Nacional de Concesiones (CNC), fue de un 1.62%.

En términos monetarios, esto significa que las compañías que usen los servicios de carga y descarga de contenedores pasaron de pagar $257,43 a $261, 60 por cada contenedor. Es decir, un aumento de $4.17.